Castellanos desnudó la situación de crisis del Municipio. Dijo que hay cheques rebotados sin fondos en Goya y Mercedes. Tachó de “desfachatez” que la actual jefa comunal kirchnerista se presente para concejal el 22-O.

El intendente electo de Perugorría, Juan Ramón Castellanos, adjudicó su triunfo en las elecciones del domingo al “cansancio de la gente por la corrupción” y aseveró que “los que nos gobernaron estos años deben estar presos”.
El nuevo jefe comunal hizo fuertes consideraciones contra una de las intendentas más cuestionadas del kirchnerismo, Angelina Lesieux, ya que está investigada por el despilfarro los dineros públicos de la Municipalidad, hecho por el cual está procesada actualmente por la justicia federal y provincial. La pequeña ciudad fue motivo de una investigación periodística que dejó al descubierto obras no realizadas que estaban certificadas como finalizadas y cobradas. Durante los años que gobernó fue beneficiada con fondos discrecionales por el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, que, sospechan, se desviaron con destinos inciertos, cuando el bolsero José López era secretario de Obras Públicas de la Nación y hombre de confianza del ministro de Planificación Julio De Vido.
Castellanos, de la alianza Unidos por el Cambio y referente de ELI, se impuso con el 40,15% de los votos, según el escrutinio provisorio. “Tenemos que recuperar la institucionalidad y la credibilidad del Municipio y que la gente cobre, porque hay gente que hace meses no cobra”, dijo.
El jefe comunal electo señaló que él ganó “por ser una persona constante, por tener un objetivo firme y por el cansancio de la gente desde 2006”. “Perugorría fue conocida a escala nacional por el escándalos de obras fantasmas, y eso es muy lamentable, una vergüenza que nos conozcan a nivel nacional por corrupción”, lamentó Castellanos en declaraciones radiales.
“Fui a Mercedes y en dos negocios de agencia de automotores encontré deudas por $700.000 en cheques sin fondos del Municipio de Perugorría. Y en una empresa vial, 1.100.000 pesos. En Goya hay alrededor de 9 millones de pesos en cheques rebotados”, detalló, y dijo que por ello se asesora con un estudio jurídico-contable ante la situación de la Municipalidad.
“Acá en Perugorría hay personas han hecho un toma y daca con cheques en el Municipio, pensando que se iban a salvar por eso”, comentó y denunció que “están sacando los aires de los centros de salud, y otras cosas. Son aves de rapiña que se han llevado todo, se han comido todo, y se están llevando lo que queda”, arremetió.
“La señora (Lesieux) se presentó como candidata a concejal. No sé cómo tuvo esa desfachatez, de dónde sacó plata para la campaña porque no paga los sueldos hace meses acá. Estamos viendo la posibilidad de no dejarla asumir si tiene que asumir”, anticipó.
Castellanos dijo tener una “buena relación” con Gustavo Valdés, el gobernador electo, y con Gustavo Canteros, vicegobernador reelecto. “Sé que me van a ayudar para que Perugorría salga adelante”, confió.